La U sigue unida

Apreciados Comunicadores y Constructores de Opinión:

 

Primero Gracias por interesarse prioritariamente en la salud de nuestro Partido. Habiendo tantos partidos en Colombia, todos ellos más pequeños y con mayores vicisitudes, dificultades y divisiones que el nuestro (lo que es normal en una democracia viva) es un privilegio contar con el interés permanente de los medios y de la opinión en nuestra actividad política como Partido y en lo que será nuestro futuro.

También debe señalarse que en los últimos días han arreciado las especulaciones y versiones sobre la supuesta “liquidación, desaparición o desmembración” de la U. Resulta curioso que lo prediquen del Partido más grande y más fuerte de Colombia.   ¡Nada de eso va a ocurrir! No habrá liquidación, ni desaparición, ni transfuguismo (que como bien registran los medios solo serviría para acabar la U y cuyo trámite no tiene ninguna viabilidad antes de marzo por simple cronograma legislativo y no será presentada por fast-track). 

Los miembros del Partido somos conscientes de nuestra fuerza y del poder derivado de la unidad. ¡Queremos compartirles la buena noticia a nuestra militancia (quizá no tan buena para nuestros competidores) de que seguiremos unidos, seguiremos triunfando, hemos ganado todas las elecciones parlamentarias y presidenciales en los últimos 10 años y lo volveremos a hacer! La U ha sido el único partido que en línea recta ha hecho el recorrido correcto desde la seguridad a la paz y desde la paz a la construcción de un nuevo país más justo, seguro e incluyente.

Muchos partidos nos acompañaron en la construcción de la Paz pero no todos nos acompañaron en la recuperación de la seguridad después del desastre del Caguán. Muchos nos acompañaron en la defensa de la seguridad democrática pero no todos dieron el paso correcto hacia la paz. El Partido de la U seguirá marcando el mejor camino para Colombia. Pierden el tiempo los oportunistas que desde otras colectividades revolotean como aves de presa esperando nuestra supuesta desaparición. Sólo a esos competidores les interesa estimular esas versiones.  Lo que verán pasar de nuevo es un Partido de la U, triunfante, unido y que volverá a definir el triunfo parlamentario y presidencial en el 2018.